• Diez mujeres y hombres ‘históricos’ de las asociaciones vecinales analizan una etapa convulsa y reivindicativa que impulsó a la ciudad a la modernidad
  • La iniciativa, encargada a Grupo SPIGA, es el primer paso para un amplio archivo audiovisual del movimiento vecinal cordobés, pionero y señero en España.
  • El documental se proyectará por primera vez en un encuentro vecinal y con instituciones a las 19:00

Poner en valor el trabajo del movimiento vecinal cordobés, pionero en muchos aspectos en España, y conocer su impacto en la transformación de la ciudad, sobre todo en la época de la Transición y primeros años de la Democracia, es uno de los objetivos del documental Historia viva de Córdoba. Federación Al-Zahara, que hoy se estrena a las 19:00 en un encuentro con representantes vecinales e institucionales en el Centro de Recepción de Visitantes (CRV).

El documental, producido por la Federación de Asociaciones Vecinales Al-Zahara, ha sido grabado y editado por la cooperativa andaluza Grupo SPIGA, con la realización de Ángela Márquez Alameda y el trabajo técnico y de montaje de Talía Blanco, y es fruto de un trabajo iniciado el pasado año.

Con una hora aproximada de duración, Historia viva de Córdoba recoge los testimonios de diez hombres y mujeres ‘históricos’ del movimiento vecinal cordobés, que repasan los avatares de una época y la labor de los vecinos para mejorar las condiciones de sus barrios. “Son todos los que están, aunque no estén todos los que son, pero forman un abanico amplio que permite analizar toda una época a través de testimonios claves”, explica Antonio Toledano, presidente de Al-Zahara.

En concreto, el documental recoge las vivencias, recuerdos y opiniones de Juan Perea, Blanca Toscano, Francisco Nieto, Luisa Jimena, José Paso, Charo de la Rosa, Francisco Mayorga, Carmen León, Manuel Varo y Concepción Sánchez, todas y todos con una profunda implicación desde hace cuatro décadas en la mejora de las condiciones de vida de sus barrios y del vecindario, la reivindicación ante las instituciones y la colaboración con ellas (según el caso) y en la participación ciudadana en las administraciones, especialmente el Ayuntamiento.

Más allá del propio documental y de “visibilizar todo el trabajo muchas veces ignorado de las vecinas y vecinos de Córdoba”, explica Carmen Olmo, vicepresidenta de Al-Zahara, el total de lo grabado (más de 20 horas de rodaje) ha sido también tratado para confeccionar una serie de entrevistas largas, de unos 40 minutos, con el que se ha iniciado un fondo audiovisual de la Federación de Asociaciones Vecinales. Esta otra iniciativa tiene como objetivo dejar constancia de unos testimonios de la pequeña-gran historia de la ciudad, que estarán disponibles también para futuras consultas e investigaciones, informa Ángela Márquez.