Ambrosio (PSOE) cree «una vergüenza» que Bellido (PP) pretenda mantener a Dorado (Cs) en el gobierno local

A juicio de la portavoz socialista, Bellido se convertirá en "el peor alcalde de la democracia"

Isabel Ambrosio

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Córdoba, Isabel Ambrosio, cree que es «una vergüenza» que el alcalde de la ciudad, José María Bellido (PP), pretenda mantener en el gobierno municipal al edil de Cs David Dorado, con nuevas competencias, tras haberle retirado las de Infraestructuras, Sostenibilidad y Medio Ambiente, a raíz de que la Fiscalía estime que hay indicios de prevaricación y falsedad documental en la adjudicación de contratos de Infraestructuras del Consistorio.

En este sentido y en rueda de prensa, Ambrosio, tras calificar de «esperpento» y «circo» la situación que se vive en el gobierno local de PP y Cs, ha asegurado que al alcalde «le falta credibilidad», a la hora de defender la gestión de dicho gobierno, y también carece de «valentía política», para dejar definitivamente fuera del mismo a Dorado e, igualmente, para romper con Cs.

De hecho, si no adopta medidas como éstas, a juicio de la portavoz socialista, Bellido se convertirá en «el peor alcalde de la democracia» que ha tenido Córdoba, insistiendo en que será «una vergüenza y una tomadura de pelo» la referida «retirada provisional de competencias» a Dorado.

Sobre todo después del «malentendido» en el que, según defiende ahora dicho edil, hay que encajar sus declaraciones cuando acusó hace «algunos días, tanto a la Asesoría Jurídica y a la Intervención» del Ayuntamiento, «como a los órganos gestores» del Consistorio, cuando la Fiscalía considera responsables de los hechos presuntamente delictivos a un técnico de Infraestructuras y la coordinadora general de Infraestructuras, ya cesada por ello.

Pero es que además, según ha lamentado la ex alcaldesa de Córdoba, Dorado «saca pecho» y afirma que «cuenta con todo el apoyo del gobierno municipal y con todo el apoyo del alcalde», pretendiendo hacer ver que «no pasa absolutamente nada y que todo funciona de manera estupenda en este gobierno municipal».

Por eso, Ambrosio ha insistido en que al alcalde, el popular José María Bellido, «le falta en estos momentos contundencia para demostrar que, de verdad«, considera que «los intereses generales de la ciudad están por encima de los intereses particulares y económicos de un concejal de Infraestructuras, como es el caso», y cuya actuación «ha vuelto a desprestigiar, no solo la imagen de la ciudad», sino que también «está poniendo en riesgo los intereses colectivos» de Córdoba.

Esa es una primera conclusión a la que llega el PSOE, y la segunda es que al actual gobierno local de PP y Cs, «y especialmente al señor Bellido, le falta también credibilidad», tanto por la «parálisis» y el «continuo retraso» que sufren «todos y cada uno de los proyectos» municipales, como por la «sospecha» que se cierne «sobre la gestión».