El nuevo Acelerador Lineal de Electrones del Reina Sofía administra 1.300 sesiones de radioterapia en dos meses

Ha sido donado por la Fundación Amancio Ortega y que lleva dos meses en funcionamiento

0
Hospital Reina Sofía

El consejero de Salud y Familias de la Junta de Andalucía, Jesús Aguirre, acompañado del alcalde de Córdoba, José María Bellido; el delegado de la Junta en la provincia, Antonio Repullo; la delegada territorial de Salud y Familias, María Jesús Botella, y la gerente del Hospital Universitario Reina Sofía, Valle García, ha visitado este jueves el nuevo Acelerador Lineal de Electrones (ALE) del complejo hospitalario.

Se trata del cuarto acelerador del complejo sanitario, que ha sido donado por la Fundación Amancio Ortega (FAO) y que lleva dos meses en funcionamiento. En este período, el equipo ha administrado cerca de 1.300 sesiones de tratamiento de radioterapia, que han recibido unos 80 pacientes.

Es un equipo de última generación –de similares características al anterior ALE puesto en marcha en el Hospital Reina Sofía hace ya tres años, también procedente de la Fundación Amancio Ortega– que permite incorporar importantes mejoras para los pacientes con diferentes tumores.

Concretamente, la principal característica que aporta este equipo es «mayor precisión en la administración de los tratamientos, ofreciendo dosis más altas en menos sesiones, con el objetivo de lograr un mayor control local de la enfermedad y mejorar la supervivencia de muchos tipos de tumores«. El centro cordobés aplica todas las técnicas radioterápicas existentes hoy día para el óptimo tratamiento de los tumores.

La construcción del búnker para acoger este equipamiento y las obras de ampliación de la Unidad de Oncología Radioterápica, que se realizan en estos momentos, suponen una inversión por parte de la Consejería de Salud y Familias de 1.725.000 euros. Las actuaciones se han dividido en dos bloques: la construcción del búnker primero, que comenzó a principios de año tras las catas arqueológicas previas y ahora se acomete la ampliación del área de tratamiento, que se encuentra en una fase avanzada de ejecución.

Al respecto, la segunda fase de obras –cuya finalización está prevista para finales de año– permitirá ampliar el área de tratamiento de este servicio, zonas comunes y los circuitos asistenciales. Una vez que estas actuaciones hayan concluido y la unidad se encuentre a pleno rendimiento, la incorporación del nuevo acelerador permitirá atender a cerca de medio millar de pacientes más al año.

DONACIÓN DE AMANCIO ORTEGA

En este sentido, el consejero de Salud ha subrayado que «la puesta en marcha del ALE supone una mejora sustancial para los pacientes que requieren este tipo de tratamientos y permitirá atender a cerca de medio millar de pacientes más al año», al tiempo que ha agradecido «la donación realizada por Amancio Ortega a través de su fundación al Gobierno andaluz, un total de 40 millones de euros que sirven para adquirir equipos de última generación destinados al tratamiento del cáncer».

Aguirre ha resaltado «la importancia de la actualización del equipo radioterápico en Andalucía, de manera planificada, a partir de una evaluación de los recursos existentes y su adecuación, en términos de eficacia, demoras terapéuticas, derivaciones de pacientes fuera de su entorno socio-familiar, coste-efectividad de las intervenciones y equidad en la prestación sanitaria».

Por su parte, el alcalde de Córdoba ha celebrado la puesta en marcha del Acelerador Lineal de Electrones, «otro ejemplo más que se añade a la apuesta de la Consejería de Salud y Familias por mejorar la sanidad pública andaluza y cordobesa«, a la vez que ha resaltado que «la encomiable labor de los profesionales sanitarios está haciendo la vida más fácil a muchos pacientes de cáncer».

Así, Bellido ha incidido en que «estos aceleradores lineales son equipos de última generación que permiten mejorar y hacer más efectivos los tratamientos de radioterapia y generan menos efectos secundarios a los pacientes oncológicos».

HOSPITAL DE DÍA DE INFECCIOSOS

Asimismo, el titular de Salud y Familias ha visitado el nuevo Hospital de Día de Enfermedades Infecciosas, también situado en el Hospital Provincial y ha sido reformado recientemente. Entró en funcionamiento a mediados de mayo de este año.

Las obras de reforma y acondicionamiento suponen una inversión superior a los 250.000 euros. Las nuevas instalaciones, en la planta baja del edificio, potencian la actividad de acto único, reduce la necesidad de ingresos en planta, permite la continuidad de los cuidados, propiciar un alta precoz y ofrece más confort al paciente –que gana en intimidad–.

Por este hospital de día pasan al año más de 5.000 pacientes con enfermedad infecciosas de muy diversa índole (síndrome febril de la comunidad, enfermedad de transmisión sexual –en constante aumento–, infección por VIH, nosocomiales, etc.). En resumen, el nuevo hospital de día optimiza los recursos y permite atender a más pacientes sin necesidad de ingresar.

Las nuevas dependencias posibilitan la separación de los circuitos de hospitalización de día y de consultas externas, así como el de las áreas comunes de trabajo. Son espacios diáfanos y dotados en su gran mayoría de luz natural. La superficie se ha incrementado un 61%, pasando de los 177 metros cuadrados de la localización anterior a los 286 metros cuadrados actuales.

Incluye un hospital de día con más puestos que el antiguo y más separación entre pacientes, una sala de curas –con un área para el desarrollo de ensayos clínicos– y seis consultas –una de hospital de día, cuatro médicas y una más de enfermería polivalente–.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here