El PSOE critica el próximo cierre de la única sucursal bancaria en Torrecampo

Cajasur la única oficina que existe en el municipio, dejará sin servicios bancarios a partir de diciembre a más de 1.000 habitantes, según declara la alcaldesa

Sucursal Bancaria, Torrecampo

La secretaria general del PSOE de Torrecampo (Córdoba) y alcaldesa del municipio, Paqui Alamillo, ha expresado este jueves el «malestar y absoluto rechazo» de los torrecampeños al «anuncio realizado por Cajasur de cerrar de forma definitiva la única oficina bancaria que existe en la actualidad en Torrecampo, lo que dejará sin servicios bancarios a partir de diciembre a los más de 1.000 habitantes» del municipio, en el que sí que se mantendrá operativo el cajero automático de la entidad.

Según ha informado el PSOE en una nota, Alamillo, que ha emitido desde el Consistorio un comunicado en el que el gobierno local rechaza esta decisión, ha avisado que, con el cierre de esta sucursal «se obligará a los vecinos a desplazarse al municipio colindante», Pedroche, a diez kilómetros de distancia, «con el perjuicio que esto representa, sobre todo para las personas de más avanzada edad y que son la mayoría de la ciudadanía de Torrecampo», que además cuentan «con tan solo dos días a la semana de servicios bancarios» en la actualidad.

Por ello, desde el PSOE de Córdoba se ha instado a la entidad financiera a que «reconsidere su postura y mantenga operativa la sucursal de Torrecampo, como ha venido haciendo desde hace muchos años, donde ha contado siempre con el respaldo de la ciudadanía», apelando los socialistas al «acuerdo firmado entre el Gobierno de España y el sector bancario sobre el Plan de Inclusión Financiera en el ámbito rural, que garantiza el acceso a los servicios bancarios de las personas mayores y con discapacidad, sobre todo en municipios pequeños, donde los bancos han ido cerrando sus sucursales y cajeros en los últimos años».

Hasta 2017, la provincia de Córdoba era la tercera de España con menos cajeros automáticos por habitante, con uno por cada 1.695 personas, según un informe de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, que indica que, a día de hoy, el 14 por ciento de los municipios de la provincia cordobesa no cuenta con ese servicio bancario.

En cuanto a sucursales, los bancos han cerrado más de 60 sucursales en la provincia desde que comenzó la pandemia del Covid-19, una caída del 13 por ciento con respecto a las que había. El pasado año había en la provincia 372 oficinas bancarias, mientras que un año antes había un total de 423, según los datos del Banco de España.