¿Son rentables las siglas LGTB? Las asociaciones que defienden los derechos del colectivo LGTBI+ en la provincia de Córdoba alzan la bandera arcoiris y se plantan contra la celebración de los Premios LGTB Andalucía, una denuncia colectiva por, según un comunicado de las asociaciones, la «mercantilización de las siglas LGTB» que supone la gala y el rendimiento tanto económico como personal para su creador, Jesús Palomares. Por su parte, la presidenta de la asociación Juntos Todos por la Igualdad, Conchi Sanromá, asegura por llamada telefónica con Insitu Diario ser la única organizadora del evento, lo que exime a Palomares de las acusaciones, y garantiza que «aquí nadie se lleva dinero«.

A través de un comunicado, las asociaciones cordobesas se muestran contrarias a la entrega de estos galardones autonómicos por tratarse de un acto «meramente propagandístico» y organizado «a espaldas de los colectivos LGTB», ha expuesto la presidenta de la asociación Todes Transformando (TT Córdoba), Carmen Ceballos.

En el comunicado, respaldado por otras asociaciones cordobesas, han asegurado que los premios están liderados por «un empresario ━ Jesús Palomares ━ cuya iniciativa obedece únicamente a fines lucrativos, no conociéndose actividad social alguna en favor del colectivo, y apoyado una asociación sin presencia en la ciudad ni en la provincia de Córdoba ━ Asociación Juntos Todos por la Igualdad ━».

Jesús Palomares, creador de los Premios LGTB Andalucía. Foto: RAM

Jesús Palomares, creador de los Premios LGTB Andalucía. Foto: RAM

Por esta razón, el colectivo cordobés se posiciona contra la gala y contrarios a la financiación por parte de la Diputación de Córdoba, por lo que han exigido que la institución provincial decline su respaldo financiero a los Premios LGTB de Andalucía.

Insitu Diario ha contactado telefónicamente y por escrito a las diferentes asociaciones que respaldan el comunicado, concretamente a la Federación Arcoiris, TT Córdoba, Libérate Córdoba, LGTBIH, Andalucía Diversidad y Roja Directa Andalucía LGTBI+. Si bien, «Jesús Palomares nunca ha contactado con algunas de estas entidades», garantizan algunos asociacionistas, la mayoría han asegurado que el creador de los premios les llamó para que respaldaran la gala. Sin embargo, todos concuerdan en no apoyar un evento que no beneficia al colectivo, en palabras de los diferentes presidentes.

Formación y educación por la diversidad

El colectivo coincide en que «la igualdad se construye día a día, apoyando el trabajo de los colectivos, con formación, educación, y una apuesta clara por la diversidad«. Por ello, critican los grandes actos que no cuentan con la propia mesa LGTB de la Diputación provincial y su propio departamento de Igualdad.

«Si sabéis quiénes somos los interlocutores que trabajamos por la transformación social a favor del colectivo, ¿por qué le dais dinero a alguien que no participa en la mesa LGTB y es simplemente un empresario?». Es la cuestión que lanza el presidente de Arcoiris, Gonzalo-Félix Jawara a la Diputación de Córdoba.

«¿Por qué le dais dinero a alguien que no participa en la mesa LGTB y es simplemente un empresario?»

Gonzalo-Félix Jawara, presidente de Arcoiris

Jawara cree conveniente trabajar con instituciones y empresarios, no obstante, «las cosas que tienen que ver con nuestro colectivo, tienen que pasar por la mesa provincial«, apunta. Aunque comprende que Palomares tenga «derecho» a organizar los premios, cree que «el problema aquí es que una institución provincial pública ponga dinero» para este tipo de actividades lucrativas. Una actividad para que la que le han contactado y «lo único que hace es pedir que colaboremos para que esté nuestro logo«, en palabras del presidente.

Presidente de EMET Arcoiris, Gonzalo-Féliz Jawara

Presidente de EMET Arcoiris, Gonzalo-Féliz Jawara

Tras años de activismo, Jawara garantiza que «ese dinero se invierte mucho mejor en otras acciones que sí persiguen la igualdad». Bajo su punto de vista, se llega más «formando a profesionales de los ayuntamientos para que en los pueblos hagan actividades, como concursos, debates, videoforums o que vayan a los colegios e institutos para visibilizar al colectivo».

Una financiación que conseguiría «un impacto mucho más importante si es a través de proyectos de acción social«, aclara Jawara, para lo que también invita a que él mismo, Jesús Palomares, lleve a cabo este tipo de proyectos.

Por su parte, el presidente de Libérate, Francisco Segura, asegura no tener nada personal contra Palomares, sin embargo, duda de los valores éticos que promueve la entrega de premios porque, en su opinión, no trabajan por la integración, la igualdad o contra el bullying, entre otros. Además, apuntala que «él se lo guisa y él se lo come», al no contar con otras entidades para escoger los galardonados.

Asimismo, afirma que Palomares «nunca ha organizado nada gratuito y menos aún por amor al colectivo, siempre ha sido negocio e interés personal lucrativo». Sobre la rentabilidad, «no tengo pruebas, pero sí indicios«, concluye.

«Jesús Palomares nunca ha organizado nada gratuito y menos aún por amor al colectivo, siempre ha sido negocio e interés personal lucrativo»

Francisco Segura, presidente de Libérate

También se ha pronunciado al respecto el presidente de LGTBHI, Antonio Gil. «¿Cómo entregas unos premios de Andalucía sin el respaldo de la Junta de Andalucía?», pero, sobre todo, se pregunta «¿cómo se pueden entregar unos premios sin unas bases? ¿Quién los elige?»

«¿Cómo se pueden entregar unos premios sin unas bases? ¿Quién los elige?»

Antonio Gil, presidente de la asociación LGTBHI
De izq. a der., Ángela de TT Córdoba, Francisco Segura de Libérate y Antonio Gil de LGTBHI

De izq. a der., Ángela de TT Córdoba, Francisco Segura de Libérate y Antonio Gil de LGTBHI. Foto: Archivo

Para Gil, los Premios LGTB Andalucía se basan en «llegar a instituciones y empresarios y pedir dinero, es un negocio de este señor, es un lobby y no es activista«. Además, asegura que está haciendo negocio con las siglas del colectivo, «se está lucrando».

Igual que el resto de la red asociacionista provincial, no está en contra de los premios, pero «hazlo bien», exige a Jesús Palomares. Por ello, pide un sello de la Junta de Andalucía, un respaldo de colectivos andaluces, un jurado y unas bases transparentes, entre otras recomendaciones.

Desde otra de las asociaciones, Jesús Tomillero, de Roja Directa, lamenta que «personas, como el señor Palomares, sigan organizando premios que no representan los valores del colectivo». Entiende que los premios deberían ser de una entidad que «trabaja los 365 días del año» y no a título «póstumo y para beneficio propio», algo que para Tomillero «hace daño al colectivo».

La organización de los premios se defiende

La única asociación en los premios es la asociación Juntos Todos por la Igualdad, de Málaga. Su presidenta, Conchi Sanromá asegura que «nuestra asociación es la única organizadora del evento, no Jesús Palomares». Asimismo, aclara que «somos quienes escogemos los galardonados y aquí nadie se lleva dinero». Sanromá explica que lo subvencionado es lo justo para cubrir los gastos de los autobuses, hoteles, imprenta y las dietas de los premiados, entre otros.

«Aquí nadie se lleva dinero»

Conchi Sanromá, presidenta de Juntos Todos por la Igualdad
Conchi Sanromá, presidenta de Todos Juntos por la Igualdad. Foto: Ayuntamiento de Marbella

Conchi Sanromá, presidenta de Juntos Todos por la Igualdad. Foto: Ayuntamiento de Marbella

Aprovecha para mostrar su respeto por todas las asociaciones de Córdoba y «su modo de trabajar», pero señala que las siglas y la bandera «no son propiedad de ninguna sociedad». También, asesta que ninguna entidad cordobesa le ha llamado y que «lo más importante es la visibilidad y trabajar por los derechos del colectivo».