Experta de Quirónsalud alerta del desconocimiento alrededor del VPH y de la existencia de muchos falsos mitos

La vía de contagio del virus es por contacto con la piel, siendo las relaciones sexuales uno de los mecanismos de trasmisión, aunque no el único

Esther Velasco

La doctora Esther Velasco, especialista del servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Quirónsalud Córdoba, ha alertado de que existe un «gran desconocimiento» alrededor del Virus del Papiloma Humano (VPH), pues «todavía hoy día hay numerosos mitos sobre este virus que es preciso erradicar, como que sólo afecta a mujeres, o que está provocado por infidelidades o por comportamientos promiscuos de la persona afectada, entre otros».

Tal y como ha indicado la institución hospitalaria en una nota, Velasco ha explicado, con motivo de la celebración este viernes del Día Internacional de la Concienciación sobre el Virus del Papiloma Humano, que éste comprende una familia de virus con múltiples serotipos, cada uno de ellos involucrado en distintas dolencias, y que adquiere importancia al relacionarse algunos de estos serotipos como desencadenantes de procesos oncológicos, siendo el cáncer de cuello de útero el más destacado.

La vía de contagio del virus es por contacto con la piel, siendo las relaciones sexuales uno de los mecanismos de trasmisión, aunque no el único. El contagio es la causa inicial, pero lo más frecuente es que el sistema inmune pueda combatirlo sin secuelas. Es importante resaltar, según la ginecóloga, que los serotipos del VPH relacionados con la patología tumoral pueden prevenirse gracias a la vacuna que se administra entre los 12 y los 14 años y también en pacientes de mayor edad por deseo propio o por estado de inmunodepresión.

Asimismo, son fundamentales las revisiones periódicas, en las que se realiza una citología, prueba que es capaz de detectar lesiones en un estado precoz que tratándolas evitarán el desarrollo de un cáncer.

Así pues, a pesar de ser una infección muy frecuente, que afecta a casi el 80 por ciento de la población tanto a hombres como a mujeres, en la mayoría de los casos se resuelven solas y en menos de un diez por ciento pueden evolucionar hasta provocar una lesión oncológica, pero «contamos con muchos mecanismos para que esto no ocurra y está en nuestras manos utilizarlos, como la vacuna con el VPH y los controles citológicos».

La doctora ha llamado la atención en la importancia de la información en esta materia, pues hay muchas mujeres de distintas edades que vienen a consulta y que se sienten avergonzadas por tener este virus por falsas creencias que aún permanecen en la sociedad.

En este sentido, ha insistido en que el VPH no solo se transmite sexualmente, también por contacto de la piel en las áreas genitales y la boca, no tiene por qué ser indicio de infidelidad, pues puede contraerse en la primera relación sexual, y no significa que siempre provoque cáncer, de hecho es poco frecuente. Así, el VPH no presenta síntomas, la mayor parte de la población no sabe que lo tiene y el sistema inmunológico acaba con él en la mayoría de los casos.