Ingresa en el Hospital Veterinario un podenco herido por una escopeta de caza en Algallarín

"Desde Galgos del Sur van a trabajar con el animal para que "supere su miedo y vuelva a confiar en las personas"

0
podenco

La Asociación Protectora de Animales Galgos del Sur ha informado este miércoles de que un podenco de tamaño pequeño ha ingresado en el Hospital Veterinario de Córdoba con una gran hemorragia en su cabeza tras resultar herido por una escopeta de caza en las afueras de la localidad cordobesa de Algallarín.

Según detalla en una nota el colectivo, que se ha hecho cargo del animal, los hechos ocurrieron la semana pasada, cuando una vecina alertó de que había escuchado un disparo y se dirigió a la zona donde se produjo la detonación, momento en el que encontró al podenco herido.

El podenco, de nombre Grogu, fue asistido en una clínica veterinaria de Montoro, donde recibió las primeras atenciones y consiguieron parar las hemorragias. Cuando se le realizó la primera placa comprobaron que en la cabeza tenía incrustada metralla de un cartucho de una escopeta de caza.

Durante unos días estuvo con suero y medicación en la misma casa de la persona que lo encontró. El pasado domingo esta persona se puso en contacto con la Asociación Protectora de Animales Galgos del Sur para que se hiciera cargo del animal y pudiera ser ingresado en un centro veterinario con mayores recursos para atender al animal.

Grogu fue ingresado por Galgos del Sur el lunes en el Hospital Veterinario de Córdoba, donde le están haciendo pruebas para determinar el alcance de sus lesiones con el objetivo de determinar por parte de los veterinarios el tratamiento más adecuado.

El animal continúa con secreciones sanguinolentas, tiene dificultades al tragar y al respirar. Una de las cosas que más llama la atención en Grogu es que está «traumatizado y muy asustado por todo lo que ha pasado». Desde Galgos del Sur van a trabajar con el animal para que «supere su miedo y vuelva a confiar en las personas».

DENUNCIA ANTE EL SEPRONA

Mientras, la Asociación Protectora de Animales Galgos del Sur ha denunciado los hechos ante el Seprona para que puedan ser investigados y encuentren al culpable.

Al respecto, Javier Luna, cofundador de Galgos del Sur, ha expresado que «centenares de perros de caza en el país cuando no son útiles para esta son ejecutados pegándoles un tiro, ahorcándolos, ahogándolos en un río o tirándolos a pozos».

Según ha señalado Luna, «el animal tuvo suerte, ya que el cazador no le dio de lleno y pudo escapar, pero muchos no tienen esa oportunidad de poder vivir».

En este sentido, ha transmitido el agradecimiento desde Galgos del Sur «tanto a la persona que lo encontró y socorrió, como a la veterinaria de Montoro que lo atendió por salvarle la vida a Grogu».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here