Investigadas siete personas acusadas de estafar a empresas de la provincia unos 103.000 euros

Los agentes han identificado a los presuntos autores de los hechos, la mayoría centroafricanos de nacionalidad nigeriana y senegalesa así como otros de nacionalidad seychelense, hondureña y española

Guardia Civil, estafa

La unidad especializada en ciberdelincuencia ‘Equipo@’ de la Guardia Civil de Córdoba ha desarrollado desde el mes de junio la denominada ‘Operación Becmonti’, relacionada con estafas a empresas de la provincia mediante el método BEC, en la que han investigado a siete personas por supuestamente estafar 103.000 euros.

Según detallan desde la Benemérita, en dicho tipo de ataque informático, los ciberdelincuentes suplantan las cuentas de correo electrónico de organismos, instituciones y empresas, con el fin último de interceptar o redireccionar transacciones financieras.

En ellas, la víctima cree que está contactando con su interlocutor original, pero realmente lo hace con los ciberdelincuentes. Estos al tener acceso a su correo electrónico, interceptan y falsifican las facturas emitidas por estas empresas, por lo que la víctima acaba realizando el pago en una cuenta bancaria fraudulenta.

El ‘Equipo@’ de la Comandancia de la Guardia Civil de Córdoba, una vez tuvo conocimiento de varias denuncias presentadas por diferentes empresas cordobesas, comenzó su investigación y solicitó inmediatamente el bloqueo de las cuentas beneficiarias, analizando los equipos informáticos y correos electrónicos comprometidos de estas empresas, así como los ‘logs’ de acceso de los servidores e IPs de conexión detectadas, consiguiendo de este modo el esclarecimiento de los hechos.

Durante el transcurso de la investigación, los agentes han identificado a los presuntos autores de los hechos, la mayoría centroafricanos de nacionalidad nigeriana y senegalesa, así como otros de nacionalidad seychelense, hondureña y española, siendo investigados por la supuesta comisión de delitos de estafa, blanqueo de capitales, falsedad documental y descubrimiento y revelación de secretos, por lo que han sido puestos a disposición judicial de los distintos juzgados competentes.

En el desarrollo de la operación, el ‘Equipo@’ del Instituto Armado ha esclarecido 12 delitos, investigado a siete personas, 20 cuentas bancarias fraudulentas, alrededor de 20 dominios e IPs de conexión, así como analizado más de 15 equipos informáticos de las diferentes empresas estafadas. La operación permanece abierta y no se descartan nuevas actuaciones.

Por parte del ‘Equipo@’ se recomienda a las empresas e instituciones que aseguren por otro medio de comunicación el cambio de cuenta bancaria propuesto para satisfacer la factura antes de realizar la transferencia y que presten atención a la dirección de correo electrónico recibido, aunque el emisor sea conocido, haciendo especial énfasis en la correcta dirección y en la lectura del cuerpo del correo para que en caso de encontrar algo extraño y sean víctima de este tipo de delitos, presenten denuncia de manera inmediata.