La prisión de Córdoba aún no ha activado la calefacción, pese a las bajas temperaturas

La asociación vuelve a exigir "que se active la calefacción y se permita el uso de calefactores individuales en las celdas"

Prisión de Córdoba

La Asociación pro Derechos Humanos de Andalucía (APDH-A) ha criticado este jueves que, «tal y como viene ocurriendo desde hace varios años, el Centro Penitenciario de Córdoba no ha activado aún la calefacción, ni en las zonas comunes ni las celdas, demorando su puesta en marcha, pese al inicio de la temporada de frío», razón por la que «los presos han comenzado a presentar quejas, tanto a la Dirección del centro como al Juzgado de Vigilancia Penitenciaria».

Según ha recordado en una nota APDH-A, «ya en el año 2018 la Audiencia Provincial de Córdoba estimó el recurso» presentado por esta asociación, que denunció entonces «restricciones en plena ola de frío», y se hizo eco de «las quejas de los familiares de las personas presas, que durante las visitas tenían que soportar con indignación las bajas temperaturas, cuando las dependencias de los funcionarios se encontraban debidamente acondicionadas«.

Ya entonces afirmó la Audiencia que «las predicciones meteorológicas permiten una cierta previsión» para conocer los momentos de frío y la adopción de la medida de la forma «más urgente e inmediata posible«. De igual manera, consideró «verosímil» la propuesta de APDH-A «para que las personas presas puedan usar aparatos calefactores individuales».

Ahora la asociación vuelve a exigir «que se active la calefacción y se permita el uso de calefactores individuales en las celdas». En este sentido, «se ha pedido al secretario general de Instituciones Penitenciarias que requiera al Centro Penitenciario de Córdoba que se respete los derechos de las personas privadas de libertad, en los términos indicados por la resolución de la Audiencia Provincial de Córdoba». APDHA-A ha recordado que «el único derecho que tienen limitado por Ley las personas presas es el derecho a la libertad».